MEDICINA NATURAL

Medicina natural y vida saludable


Deja un comentario

En verano, la Vid Roja siempre a mano


Con el verano llega el momento de lucir las piernas. Sin embargo, antes de hacerlo es recomendable tomar ciertas medidas para que, además de bonitas, se muestren saludables a pesar del calor.
Las piernas necesitan unos cuidados especiales para favorecer la circulación, evitar la pesadez y otras molestias que aparecen al final del día cuando llegamos a casa. Sólo hay que recordar
esta extraña palabra: flebotónicos. Son compuestos naturales extraídos de plantas medicinales con actividad tonificante en venas y capilares. Son efectivos tanto para mejorar los síntomas como para frenar su evolución. Otros consejos interesantes:
– El ejercicio físico y la gimnasia, caminar es beneficioso casi para todo, pero para el tema que nos ocupa es fundamental, porque andar es la manera más fácil de poner el sistema circulatorio en marcha.
– Las medias de compresión. En verano dan pereza, pero en invierno son aliadas imprescindibles para una buena circulación. Hay que pedir consejo al médico o farmacéutico.
– Los masajes. La presoterapia y el drenaje linfático son los más adecuados para atenuar los problemas de circulación y mejorar la salud de nuestras piernas.
– Y recordar evitar: la ropa ajustada, los tacones, el tabaco y el sobrepeso. Son enemigos de la circulación ya que dificultan que la sangre fluya con facilidad.
La fitoterapia ofrece distintas plantas medicinales que contienen activos flebotónicos. Pueden ser administrados en forma de gel o crema sobre las piernas, siempre mediante un ligero masaje ascendente, o bien ingeridos en forma de preparados farmacéuticos (cápsulas, viales, etc…) con las garantías de calidad, seguridad y eficacia.
Según una encuesta de INFITO (Centro de investigación de fitoterapia), las plantas destinadas a aliviar los problemas venosos en las piernas se encuentran entre las más demandadas. Al tratarse de un problema crónico, es importante la constancia y alternar períodos de tratamiento con períodos de descanso.
Ya sabes, si tienes tendencia a padecer este problema, pon manos a la obra, por que los problemas de mala circulación se acentúan con la llegada del calor.


Deja un comentario

Novedades en el tratamiento de la celulitis


Llega el buen tiempo, empezamos a quitarnos ropa y también llegan los lamentos de los excesos cometidos durante el invierno. Además, caemos en la cuenta de que en menos de una par de meses tenemos que ponernos el bañador y….como cada año, tenemos que volver a pensar en el tratamiento de la celulitis y las posibles estrategias para combatirla.

Es de sobra conocido que la escasa actividad física (gimnasia o similar), llevar una dieta desequilibrada (además de ser perjudicial parea la salud) y el abandono de los cuidados cosméticos hacen que la celulitis se muestre más visible, además. Y es que recordemos  que la celulitis es un trastorno que, en las mujeres, tiene tendencia a mantenerse de por vida. Los factores que condicionan su aparición son múltiples; deficiente circulación sanguínea, cúmulo de grasa en las células del tejido adiposo, retención de líquidos y… también la genética, ya que es frecuente su transmisión de madres a hijas. Pero no todo son malas noticias, la celulitis se puede reducir y mantener bajo control mejorando notablemente su aspecto. Un factor clave para lograrlo es la constancia.

La fosfatidilcolina es un derivado de la lecitina de soja que se encuentra en las membranas celulares de forma natural, aportando flexibilidad y permeabilidad a la célula. En su estructura destacan dos ácidos, un glicerol, un fosfato y la colina.
Por su mecanismo de acción, la Fosfatidilcolina es un agente tensioactivo que aumenta la metabolización de los triglicéridos (forma en la que se acumula la grasa en el tejido adiposo).
Es un emulsionante, capaz de aumentar la permeabilidad de las membranas celulares, facilitando la eliminación de los triglicéridos que se encuentran en el interior de los adipocitos. Estimula la hidrólisis de los triglicéridos transformándolos en ácidos grasos y glicerol y facilitando posteriormente el trasporte de estos ácidos grasos hacia las mitocondrias donde son metabolizados y eliminados.

Existe un producto de cosmética naturade los Laboratorios Plante System especial para la celulitis rebelde y las zonas donde se acumula la grasa: caderas, muslos, vientre, bajo la barbilla, etc… Se trata del BIO Concentrado reductor de grasa localizada – anticelulítico Plante System, con fosfaditil colina. El uso adecuado de este producto junto a otros hábitos saludables, serán una excelente ayuda para mantener la celulitis a raya.


2 comentarios

La ducha diaria, puro placer

El hábito de la ducha, tan arraigada en nuestros hábitos diarios, siempre es un momento placentero. Para despejarse por la mañana o para conseguir el efecto contrario a última hora del día, cuando nos duchamos además de la cuestión higiénica entran en juego mecanismos placenteros. En cuanto a la higiene, parece que los españoles no andamos mal: tres de cada cuatro españoles declaran ducharse al menos una vez al día.

Según una encuesta sobre los hábitos de los españoles, nuestra ducha es un acto que se podría considerar como breve, entre 5 y 10 minutos que es el tiempo que la gran mayoría pasa bajo el grifo de la ducha, y para el que se prefiere el gel y la esponja.

Pero cuidado con nuestra piel, es el órgano más extenso del cuerpo humano, y es además la primera la barrera con la que el organismo se protege de los agentes externos. Contiene una capa de lípidos que tiene un Ph ligeramente ácido, que se sitúa en torno al 5,5, que es lo que impide que gérmenes, bacterias, virus, ácaros y demás microorganismos puedan invadir nuestra piel. Por eso es tan importante no alterar esa acidez para que la piel pueda seguir ejerciendo esta actividad protectora.

Duchas excesivamente frecuentes y uso de jabones, geles u otros productos de aseo que contribuyan a perturbar el índice de acidez natural de nuestra piel pueden ocasionar alteraciones cutáneas e incluso otras enfermedades.

Los expertos recomiendan la utilización de geles con un Ph cercano al de la piel, 5,5, y que en ningún caso excedan el 6,5. A partir de esa cifra el producto puede alterar el manto hidrolipídico de la piel.

En las plantas medicinales, y en general en la naturaleza se encuentran activos con interesantes propiedades para mantener el grado de hidratación de la piel. Entre ellos, el Melocotón y Albaricoque son frutos ricos en aceites de primera calidad, que contribuyen a la hidratación de la piel y aportan un efecto refrescante. Por su parte, la nuez de Macadamia, procede de las nueces prensadas del árbol Macadamia ternifolia; contiene un ácido graso insaturado simple que se absorbe fácilmente. Hidrata la piel y genera una sensación aterciopelada. La cosmética natural, más concretamente La Bio cosmética hoy ofrece geles de exquisitos aromas que aportan un mundo de sensaciones al momento diario que no perdonan tres cuartas partes de los españoles.


Deja un comentario

¿Fitoterapia líquida o en cápsulas?

Aunque las cápsulas de plantas medicinales es una de las formas más segura y eficaz para consumir plantas medicinales, son numerosos los consumidores de fitoterapia que prefieren las formas bebibles, como por ejemplo las ampollas para tratar sus problemas de salud de forma natural. Pero ¿qué diferencias aportan las ampollas bebibles de plantas?

De forma general, podemos afirmar que las formas bebibles de plantas ofrecen una mayor concentración que otras presentaciones como pueden ser los comprimidos, cápsulas o jarabes. La parte activa de la planta (raíz, tallo, hojas, etc.) se somete a un proceso de extracción que va a dar como resultado un concentrado de activos vegetales. Este concentrado, tras los controles pertinentes, se acondiciona en ampollas y se liofiliza, un proceso que asegura la ausencia de contaminación y su perfecta conservación.

No olvidemos que cada día nuestro organismo produce un número de toxinas y sustancias de desecho de las que necesita liberarse. Para ello es necesario beber mucho líquido, al menos un litro y medio al día. Todos los tratamientos de fitoterapia basados en sustancias bebibles, como es el caso de las ampollas, se recomiendan por la mañana, cuando los órganos depurativos son más activos y la absorción de los activos contenidos en las plantas es más eficaz. Se aconseja mezclar el contenido de la ampolla con un gran vaso de agua y, si se desea, se puede añadir un poco de zumo de limón para favorecer la eliminación de las toxinas que el organismo ha producido durante la noche.

Una vez terminado el programa de choque con las ampollas, entre 10 y 20 días, se aconseja seguir con un tratamiento de fondo con las cápsulas. Aproximadamente cada dos meses y dependiendo del problema que queramos tratar, podemos hacer curas con ampollas durante 10 días.