MEDICINA NATURAL

Medicina natural y vida saludable


1 comentario

Pescado saludable: Bacalao al Horno

Ingredientes:

400 g de bacalao seco troceado (en remojo desde la noche anterior)
2 patatas cortadas en rodajas
1 cebolla en anillas
3 dientes de ajo
2 tomates maduros en rodajas finas
1 vaso de vino blanco
aceite.

Preparación:

Distribuye los trozos de bacalao en el fondo de una fuente para horno (que habrás precalentado). Cubre con una capa de cebollas, otra de patatas y otra de tomates, en ese orden. Incorpora los ajos, a distancia uno de otro.

Rocía con el vino y con 4 cucharadas de aceite. Pon la fuente a horno fuerte durante 20-25 minutos.

var gaJsHost = ((“https:” == document.location.protocol) ? “https://ssl.” : “http://www.”);
document.write(unescape(“%3Cscript src='” + gaJsHost + “google-analytics.com/ga.js’ type=’text/javascript’%3E%3C/script%3E”));

var pageTracker = _gat._getTracker(“UA-495510-21”);
pageTracker._initData();
pageTracker._trackPageview();

Anuncios


1 comentario

Cuida tu linea: Alimentación sana durante el embarazo

Comer sano… ¿pero cómo?

Seguramente ya habrás leído u oído hablar de la importancia de alimentarte de forma saludable durante tu embarazo. Comer de forma saludable es importante tanto para ti, como para tu bebé, puesto que él se alimenta también de lo que tú comes. ¿Pero cómo se come de forma saludable? ¿Cuántas verduras debes comer al día? ¿Y de qué tipo? ¿Puedes tomar dulces o grasas?

Te proponemos una forma de comer que te dará la opción de alimentarte de forma saludable durante todo tu embarazo (y después), y llevar un control de lo que comes de forma sencilla y eficaz. Este método está basado en cómo se alimentan las personas que tienen diabetes, aunque también es muy práctico para cualquier persona que quiera tener una buena alimentación. Si eres una de las futuras mamás que ha desarrollado diabetes gestacional, o tienes posibilidades de padecerla, está forma de comer te será muy útil.

Un ejemplo de cómo comer

Abajo te indicamos cuántas raciones de cada tipo de alimento puedes comer durante un día, y te damos un ejemplo concreto que distribuye las raciones a lo largo del día en tres comidas grandes y dos meriendas o tentempiés:

• 7-9 raciones de legumbres, féculas o cereales: 1/2 taza de arroz, 1 patata pequeña, 1 rebanada de pan integral, 2 rebanadas de pan, 1/2 taza de cereales y 3 galletas.

• 3-5 raciones de verduras: 1 taza de verduras crudas con ensalada, tomate, zanahoria etc. y 1 taza de verduras cocidas que tenga brócoli, espinacas, pimientos etc. (1 taza de verduras cocidas equivale a 2 raciones.)

• 2-3 raciones de frutas: 1 naranja y 1 melocotón mediano.

• 4 raciones de lácteos: 2 vasos de leche, 1 yogur y 1 ración de queso (como cuatro dados de poker o dos quesitos).

• 3-4 raciones de proteínas: 2 huevos, 100 gr de carne o pescado (como una baraja de cartas) y 1/2 taza de lentejas o garbanzos.

• 2-3 raciones de grasas: 2-3 cucharadas de aceite (la grasa más recomendable para añadir a las comidas) o mantequilla.

Se podría ver distribuido así durante el día:

• Desayuno: 1/2 taza de cereales con 1 vaso de leche y 1 mandarina.

• Tentempié a media mañana: 1 rebanada de pan integral y 2 quesitos.

• Comida: 150-200 gr de carne o pescado, ½ taza de legumbres con verduras o cereales (arroz), 1 ensalada con una cucharada de aceite y una rebanada de pan.

• Merienda: 1 rebanada de pan tostado y 1 melocotón mediano.

• Cena: 2 huevos, 1 taza de verduras cocidas con 1 cucharada de mantequilla o aceite, 1 rebanada de pan y 1 yogur.

•Antes de acostarte (si cenas pronto, si no, puedes añadirlo a la merienda o al desayuno): 3 galletas y 1 vaso de leche

Aunque todo esto te parezca un poco complicado, realmente es muy simple y acabarás haciéndolo casi sin pensar. Ya verás como te sientes muy bien comiendo de esta forma, tanto, que quizás sigas comiendo así después de tener a tu bebé.

¿Y lo dulce?

Los dulces y pasteles son hidratos de carbono refinados que suelen tener muchas calorías y pocas vitaminas y minerales. Por eso, aunque como dice el refrán “a nadie le amarga un dulce”, es importante comerlos con moderación. Además, si te apetece algo dulce, siempre puedes intentar buscar la opción más sana. Por ejemplo, un helado de yogur desnatado (lo puedes hacer en casa o comprarlo), una macedonia con requesón o queso fresco etc. te puede dejar igual de satisfecha que un helado, con muchas menos calorías.

FUENTE: http://www.babycenter.es


3 comentarios

Receta saludable Moussaka Vegetariana

La Moussaka es uno de los platos más emblemáticos de la cocina griega, además es delicioso y da muchísimo juego, aquí prepararemos una vegetariana, pero, como siempre, vamos a dar pistas e ideas para hacerla de miles de formas.
Para simplificar diremos que la Moussaka es una Lassagna en la que en lugar de pasta usamos berenjena, por tanto vamos a tener que preparar una salsa de tomate (aunque podemos usar tomate preparado) y una bechamel para cobertura, bastante clarita.

Ingredientes:
* 1 berenjena grande, 2 si son medianas, en cualquier caso bien tersa.
* 4 patatas medianas.
* Queso feta, o Queso de Burgos con un poquito de tomillo, al gusto.
* 1 lata de champiñón en láminas (opcional, vamos, si tenemos en casa)
* Aceite
* Sal

Para la salsa de tomate (si no la usamos preparada):
* 1 lata de tomate triturado.
* 1 cebolla mediana.
* 1 zanahoria mediana
* 40 gr azúcar
* Pizca de sal, mejor si es aromática

[i]Para la bechamel:[/i]
* 2 vasos de leche
* 1 cucharada de mantequilla
* 1 cucharada de aceite
* 40 gr de harina (aprox. Lo que cabe en un vaso de yogurt)
* 1 toquecito de nuez moscada
* sal

PREPARACIÓN:
Cortamos la berenjena (preferentemente a lo largo) en láminas no muy anchas ni muy finas. Salar y dejar que pierdan su agua en un escurre verduras, mejor con algo de peso encima, poniendo un plato y sobre él algo que pese.
Pelar y cortar las patatas en rodajas finas, como para tortilla, y freir, también como para tortilla pero con cuidado de que nos queden bien enteritas. Ir sacando en un plato con papel de cocina para absorber el sobrante de aceite.
Freír la berenjena en el aceite sobrante de las patatas y sacar a un plato con papel de cocina como las patatas.

Preparamos la salsa de tomate, o abrimos la lata y pasamos a la bechamel.
Siempre tiene mejor gusto la salsa de tomate hecha en casa, y si contamos con un robot de cocina no hay excusa para no hacerla, no obstante siempre es más cómodo comprar, pero nunca estaremos seguros de la perfecta combinación de sabores al desconocer su elaboración.

Picamos muy fina la cebolla y la zanahoria (mejor con robot).
Rehogamos la cebolla y la zanahoria con 2 cucharadas de aceite 7 min aprox

Añadir el tomate triturado el azúcar y la sal rehogar durante 30 min removiendo frecuentemente para evitar que se nos pegue.

Mientras se cuece el tomate desmigamos el queso tanto si hemos elegido feta como Queso fresco, o Queso de Burgos pero sólo en éste último caso añadiremos un poco de tomillo, o romero, según los gustos.
Si añadimos champiñones los sacamos de la lata y separamos las láminas.

Montar la Moussaka en la fuente refractaria en la que vamos a servir, debemos decidir si vamos a presentar en la mesa raciones individuales o una fuente de la que serviremos las raciones. Independientemente de lo cual procederemos como sigue:
+ iniciamos con una capa de tomate
+ capa de queso
+ champiñón, si lo añadimos
+ capa de patatas
+ capa de berenjena
de nuevo tomate, queso, patatas y berenjena
terminar con berenjena, y añadir un poco de queso que funda, parmesano, va bien.

Preparamos la bechamel de coberturas
Rehogar la harina con la mantequilla y el aceite.
Añadir poco a poco la leche, para conseguir una bechamel de cobertura que no debe ser muy espesa, un pelín antes de retirar del fuego añadir el toque de nuez moscada y el pellizco de sal.
Añadir la bechamel a la moussaka montada, añadir un poco de queso que funda y meter al horno precalentado a 200º hasta que el aspecto sea doradito.

NOTAS:

Una vez horneada la Moussaka conviene dejar reposar unos minutos la bechamel para que endurezca, pero no demasiado para que no se enfríe, es un buen momento cuando podemos coger la fuente sin quemarnos aunque la notemos aún caliente.

Si decidimos hacer la moussaka tradicional debemos añadirle carne, preferentemente de cordero, muy desmigada, para estos efectos, nos vale la que nos haya sobrado de un asado, siempre que no se haya quemado. A la hora de montar la moussaka se añadirá en el lugar indicado para el champiñón.


Deja un comentario

Para que tus hijos coman de todo

De los creadores del Creativity, Tuning Virtual o el SBR Separador de Basura Reciclable, llega ahora «QUIERO MÁS» una colección de recetas con presentaciones de platos divertidas y cuentos de apoyo para que nuestros hijos coman de todo.

De los creadores de juegos de mesa como el Creativity, desarrollos tecnológicos como el Tuning Virtual o patentes de invención como el SBR Separador de Basura Reciclable, presentan una colección de recetas con presentaciones de platos divertidas y cuentos de apoyo que conseguirán que el momento de la comida deje de ser algo traumático para los padres.

El ritmo de vida de la sociedad actual nos deja poco tiempo para disfrutar de nuestros hijos. El trabajo y el estrés hacen que en muchas ocasiones sucumbamos ante las exigencias de los más pequeños; sobretodo a la hora de comer.

Expertos en dietética y nutrición auguran trastornos alimenticios como la obesidad, bulimia o anorexia en la mayoría de los niños en edad escolar. El poco tiempo del que disponemos los padres unido al auge de la bollería industrial no casan con la rica dieta mediterránea que vendemos al extranjero.

«Quiero Más» es una guía para los padres sin tiempo con pequeños trucos para que sus hijos se nutran con una dieta variada. Formas y presentaciones de platos divertidas proporcionan junto con los cuentos de apoyo formas de introducir alimentos a nuestros hijos que hasta hoy se habían negado a probar.

Cada una de las sencillas recetas que compone esta imprescindible guía, está acompañada por un cuento de apoyo en el que los ingredientes se convierten en divertidos protagonistas de historias en las que se fomentan valores como; la amistad, el trabajo en equipo o la perseverancia… Lo que convierte a «Quiero Más» en un referente para la cocina infantil.

Las recetas de «Quiero Más» han sido revisadas y avaladas por nutricionistas y un equipo de pedagogos ha recomendado la edición de sus cuentos de apoyo. La guía se presenta en cuatro volúmenes según la disponibilidad de ingredientes en cada una de las estaciones del año.

Publicado por la editorial ECIR, puede encontrarse actualmente en librerías y departamentos de publicaciones de grandes almacenes de toda España. También puede adquirirse a través de la página web de www.gronsauer.com


1 comentario

Aperitivos saludables : Consejos para incrementar el consumo de frutas

Uno de los mitos más grandes acerca de los aperitivos es que son algo nocivo para la salud, pero los alimentos realmente dañinos a la salud, mucho más que los pasapalos, son los conformados por la llamada comida basura, tales como patatas fritas, o, nachos, barritas de chocolate, refrescos con gas, y muchos más.

Una solución para evitar la ansiedad entre comidas es consumir fruta.

Aquí os dejo unos consejos para facilitar el incremento de consumo de frutas.

Compra inteligente

El primer paso para aumentar tu consumo diario de fruta y verdura es comprar los ingredientes convenientes. Sólo podrás comer de lo que tengas en tu despensa. Compra una amplia gama de frutas y verduras frescas, arriésgate a probar las que nunca has probado y pruébalas también en lata y congeladas, así como frutos secos y zumo natural de frutas y verduras.

Para empezar…

Empieza bien el día para que siga igual, añadiendo un poco de fruta fresca a tu desayuno. Trata de comer un pomelo antes de tomarte la tostada o añade plátano troceado, manzana o frutas del bosque a tu plato de cereales. De esta forma habrás comido una de tus cinco raciones de fruta y verdura ya antes de salir de casa.

Para picar

Picar verduras no tiene que significar forzosamente roer zanahorias crudas. Prepara una sabrosa salsa para acompañar pimientos, apio o tomates cherry. Trocea tus frutas favoritas para hacer una macedonia; también puedes añadir un poco de zumo de limón o yogur para hacerla más interesante.  Puedes llevarte una bolsita de frutos secos en tu bolso para comerlos cuando te apetezca.

Adapta tus recetas favoritas

¿Tienes adicción a la pizza? ¿Porqué no cortar un par de champiñones, cebollas y pimientos en rodajas para añadirlos a la pizza? Añade verduras troceadas como calabacines o berenjenas a tu salsa favorita para pasta o dale un toque especial a los platos de carne y pescado añadiendo manzana, albaricoques o mangos. De esta forma tus platos no sólo quedarán deliciosos, sino que también serán mejores para tu salud.

Cuando tengas sed

Los zumos y purés son una forma fantásticamente sencilla de aumentar el consumo diario de fruta y verdura. Puedes comprar el zumo o puré natural o hacerlo en casa. También puedes hacer tus propios batidos echando fruta fresca en la batidora junto con un poco de yogur y de miel. ¿Prefieres algo especial? Vierte los zumos o batidos en moldes para helados y congélalos para obtener un fantástico refresco veraniego.

El juego de la verdad

La verdad: comiendo fruta y verdura obtendrás vitaminas, minerales y otras sustancias bioactivas necesarias que pueden ayudarte a prevenir ciertas enfermedades como las cardiovasculares o determinados tipos de cáncer.  Atrévete a probar frutas o verduras desconocidas la próxima vez que veas alguna en una tienda, un mercado o restaurante. Posiblemente descubras alimentos nuevos que podrás añadir a tu repertorio de comida saludable.

¿Un centro apetitoso?

Si la fruta y la verdura están a mano, es mucho más probable que se coman. Coloca un frutero en el centro de la mesa. De esta forma tendrás un bonito elemento decorativo y animarás a toda la familia a picar.

Comida rápida natural

Después de volver de hacer la compra, dedica un par de minutos a lavar y trocear frutas y verduras. Guárdalas en un recipiente de plástico y colócalo en el frigorífico a la altura de la vista para tener siempre algo que picar a mano. Es un tentempié perfecto para el trabajo, el colegio y las salidas de fin de semana.

Los colores importan

Piensa en un arco iris la próxima vez que combines tus alimentos: comiendo fruta y verdura de cada uno de los grupos de colores no sólo crearás un plato apetitoso sino que también asegurarás un contenido equilibrado de vitaminas y minerales. Come regularmente frutas y verduras de cada uno de estos grupos de colores: rojo (tomates, fresas), naranja/amarillo (zanahorias, nectarinas), verde (brécol, kiwi), azul/violeta (berenjena, ciruelas), blanco (plátanos, coliflor).

No todas las ensaladas son iguales

Las ensaladas son una forma rápida y sencilla de garantizar el consumo diario de verduras e incluso frutas. No obstante, ¿sabías que las ensaladas también pueden contener muchas calorías? Ten cuidado con  las ensaladas en bares y en restaurantes: ensaladas con lechuga iceberg aderezadas con beicon o carne, con cubitos de pan frito, queso y una salsa cremosa pueden contener una considerable cantidad de calorías y de grasas siendo a la vez de muy poco valor nutricional. Controla los ingredientes de la ensalada y pide el aderezo aparte.  El aceite de oliva virgen es un maravilloso aderezo, pero tampoco abuses de él; no olvides que es una grasa. Dos cucharadas en la ensalada son suficientes!

Si te gusta la pizza, cómela…

Pide que te añadan verduras como por ejemplo espinacas, pimientos verdes o morrones, brécol o champiñones. Acompañándola con una ensalada y con fruta fresca de postre, una pizza también puede formar parte de una comida sana y equilibrada.

Dale un toque especial a tus comidas …

… con las nuevas verduras y frutas de temporada que encontrarás en el mercado. Echa un vistazo a las estanterías de tu supermercado y déjate inspirar. Los espárragos, los tirabeques, las fresas y los mangos pueden dar un toque original a cualquier menú.

Sandwich extra

Puedes complementar tu sandwich con una ración extra de lechuga, tomates y rodajas de pepino. Añadiendo sabor y color a la monótona combinación de embutido y queso, también contribuirás a cubrir las necesidades diarias de verduras.

Hamburguesas

Evita pedir las clásicas patatas fritas con tu hamburguesa: un plato de sopa o crema de verduras o una ensalada de acompañante también contribuirán a aumentar el consumo diario de verduras.

De fiesta

Mezcla distintos zumos 100% naturales para servirles a tus invitados un sabroso cóctel de  frutas. Adorna los vasos con una rodaja de naranja, de lima o de limón. Asegúrate de comprar zumos 100% naturales y evita los zumos con azúcares añadidos.

Platos saludables

Durante el periodo de vacaciones, lleno de tentaciones calóricas, trata de  consumir las raciones diarias de  fruta y verdura sirviendo, por ejemplo, aperitivos como “crudités” de verduras, verduras marinadas o ensaladas en vez del clásico pica-pica a base de queso y embutidos.

Regalos para la salud

Muéstrales a tus amigos y familiares cuánto te preocupas por su salud regalándoles una original cesta llena de frutas y verduras. Y ya que estás en ello, compra otra cesta para tu consumo propio.


1 comentario

El Omega 3 beneficioso para la salud cardiovascular

El pescado es el único alimento que conserva todas sus propiedades nutricionales ya sea fresco, congelado o en conserva.

La combinación de ácidos grasos derivados del pescado (omega 3) y de origen vegetal (omega 6) parece ser más eficaz para hacer frente a las enfermedades cardiovasculares que las grasas del pescado solas

La combinación de ácidos grasos derivados del pescado (omega 3) y de origen vegetal (omega 6) parece ser  más eficaz para hacer frente a las enfermedades cardiovasculares que las grasas del pescado solas.

Los resultados de un estudio llevado a cabo en Canadá con más de una treintena de mujeres ponen en evidencia una disminución del riesgo de infarto de miocardio del 43% en aquellas mujeres tratadas durante 10 años con una combinación de 4 gramos de grasas derivadas del pescado EPA y DHA con dos gramos de grasas GLA de origen vegetal.

Las enfermedades cardiovasculares son la principal causa de muerte en las mujeres de países occidentales, en una proporción superior a los hombres. Llevar una vida activa físicamente y seguir una dieta sana y equilibrada son las dos principales medidas de prevención contra este tipo de enfermedades.

Al final del estudio, las mujeres tratadas con esta combinación de grasas mostraron unas reducciones considerables en los niveles sanguíneos de triglicéridos y colesterol LDL (colesterol malo). Las personas con niveles aumentos de triglicéridos y colesterol LDL en sangre tienen una mayor predisposición a sufrir una enfermedad cardiovascular..

Los omega 3 también actúan inhibiendo la agregación plaquetaria. Esto supone un impedimento para la formación de placas en el interior de los vasos sanguíneos, lo cual es un importante factor protector frente a las enfermedades cardiovasculares. También se ha comprobado que este tipo de grasas reducen la presión arterial y la viscosidad sanguínea.

LOS BENEFICIOS DE COMER PESCADO

1 Las proteínas del pescado contienen todos los aminoácidos esenciales humanos, por ello son de un valor nutritivo muy alto.

2 El pescado es un alimento fácilmente digerible, con un contenido relativamente bajo en calorías

3 Los lípidos de los pescados azules se han asociado a una serie de efectos beneficiosos relacionados con la prevención del infarto de miocardio y de la arterioesclerosis.

4 En el pescado se encuentran todas las vitaminas que el hombre necesita para una buena nutrición. Las sardinas son uno de los pescados más ricos en vitaminas

5 Las personas que consumen mucho pescado tienen mayor esperanza de vida

6 El pescado frito y las sardinas enlatadas son una buena fuente de calcio y de fósforo. Los mariscos son bajos en calorías y ricos en proteínas y minerales (calcio, yodo, hierro, potasio)


Deja un comentario

Llega el frío: Atención a los labios

La piel de los labios es una de las zonas más sensibles de la cara y tiene tendencia a deshidratarse con facilidad, situación que se agrava con la bajada de las temperaturas.

Para prevenirlo es aconsejable utilizar bálsamos labiales ricos en sustancias hidratantes y nutritivas. La manteca de karitéy la cera de abeja proporcionan activos que reparan la piel y evitan sus deshidratación.

La miel y el própolis, sustancia también producida por las abejas mezclando sustancias procedentes de las plantas con otras propias, tienen propiedades beneficiosas para el cuidado labial, aplicadas por vía tópica. Su acción cicatrizante favorece la regeneración celular y la integridad de los labios. Por otro lado, también tienen activos con propiedades antisépticas que evitan la infección en caso de que existan pequeñas fisuras o grietas.
Un consejo a recordar es no humedecer nunca los labios con saliva. Aunque producen una sensación de confort inmediato, a los pocos minutos se agrava el problema y la piel se deshidrata aún más. Los bálsamos labiales deben aplicarse tantas veces como sea necesario a lo largo del día.

Plante System BIO Bálsamo labial

ESPECIAL INVIERNO

100% Ingredientes naturales -0% de agentes químicos

Labios protegidos del frío y la polución.

Própolisy miel: cicatrizante
Manteca de karitéy cera de abeja; Hidratante y nutritivo
PES®
Contenido 15 g
PVP aprox.  9,90 €